Modo de esterilizar r

Modo de esterilizar r

Temperatura de esterilización

IntroducciónLas infecciones relacionadas con los dispositivos médicos se están convirtiendo en un área cada vez más prevalente de las enfermedades infecciosas que contribuyen en gran medida al aumento de los costes de los sistemas sanitarios [1]. La irrupción en el campo de la nanotecnología, el creciente interés que han suscitado los nanomateriales en el ámbito farmacéutico y de la nanomedicina y la elevada complejidad que pueden asumir, han desencadenado la necesidad de desarrollar estrategias que garanticen la seguridad y eficacia de estas estructuras [2]. Un nanosistema diseñado para aplicaciones biomédicas (por ejemplo, inyectables o soluciones oftálmicas) no puede ser tóxico ni irritante y debe ser estéril [2].
Aunque la fabricación aséptica se utiliza a menudo para la producción de nanomedicamentos estériles, puede ser bastante complicada, especialmente cuando hay que realizar múltiples pasos de manipulación en entornos estériles. La esterilización terminal es más segura desde el punto de vista biológico, lo que conlleva una mayor eficacia general, y por ello debe utilizarse siempre que sea posible [3]. Sin embargo, pueden producirse efectos adversos en los materiales. Los cambios en las características fisicoquímicas de los nanosistemas pueden inducir toxicidad y pérdida de propiedades que lleven al fracaso del sistema [2, 4]. Son pocos los estudios que abordan la esterilización de sistemas nanoestructurados [2]. Hasta donde saben los autores, no se ha publicado ningún trabajo sobre la esterilización de nanopartículas de hidrogel de quitosano (CS).

Filtración

Radiación ionizanteLa esterilización por radiación ionizante, principalmente por rayos gamma de cobalto 60 o aceleradores de electrones, es un método de esterilización a baja temperatura que se ha utilizado para una serie de productos médicos (por ejemplo, tejidos para trasplantes, productos farmacéuticos, dispositivos médicos). No existen procesos de esterilización por radiación ionizante autorizados por la FDA para su uso en instalaciones sanitarias. Debido a los elevados costes de esterilización, este método es una alternativa desfavorable a la esterilización por ETO y plasma en los centros sanitarios, pero es adecuado para la esterilización a gran escala. Algunos efectos nocivos en el equipo de atención al paciente asociados a la radiación gamma incluyen la oxidación inducida en el polietileno 915 y la delaminación y el agrietamiento en los cojinetes de rodilla de polietileno916. Para más detalles, se pueden consultar varias revisiones 917, 918 que tratan de las fuentes, los efectos y la aplicación de la radiación ionizante.
Esterilizadores de calor secoEste método debe utilizarse sólo para materiales que puedan ser dañados por el calor húmedo o que sean impenetrables al calor húmedo (por ejemplo, polvos, productos de petróleo, instrumentos afilados). Las ventajas del calor seco son las siguientes: no es tóxico y no daña el medio ambiente; una cabina de calor seco es fácil de instalar y tiene unos costes de funcionamiento relativamente bajos; penetra en los materiales; y no es corrosivo para el metal y los instrumentos afilados. Las desventajas del calor seco son la lentitud de la penetración del calor y la eliminación de los microbios, lo que hace que sea un método que requiere mucho tiempo. Además, las altas temperaturas no son adecuadas para la mayoría de los materiales919. Las relaciones tiempo-temperatura más comunes para la esterilización con esterilizadores de aire caliente son 170°C (340°F) durante 60 minutos, 160°C (320°F) durante 120 minutos y 150°C (300°F) durante 150 minutos.  Las esporas de B. atrophaeus deben utilizarse para controlar el proceso de esterilización por calor seco porque son más resistentes al calor seco que las esporas de G. stearothermophilus. Se considera que el principal proceso letal es la oxidación de los componentes celulares.

Ver más

La Sociedad Electroquímica se fundó en 1902 para hacer avanzar la teoría y la práctica en la vanguardia de la ciencia y la tecnología electroquímica y del estado sólido, así como en temas afines. Más información sobre las publicaciones de la ECS Visite la página web de la ECS
Minimizar la contaminación de los tratamientos de control en los estudios de corrosión con influencia microbiológica (MIC) es de vital importancia. Los procedimientos de esterilización de metales no deben alterar la superficie ni afectar a la susceptibilidad inherente del metal a la corrosión, al tiempo que desactivan adecuadamente la actividad biológica. Sin embargo, no hay consenso en la literatura respecto a dichos procedimientos debido, en parte, a la falta de una metodología universalmente aceptada. Esta investigación evalúa varios métodos de esterilización para el acero al carbono en lo que respecta a su viabilidad, eficacia y efectos en la respuesta electroquímica del metal. Se evaluaron tres procedimientos de esterilización utilizando i) calor seco, ii) etanol o iii) glutaraldehído como agentes esterilizantes. Aunque todos los métodos de esterilización fueron igualmente eficaces para eliminar los microorganismos y las esporas de la superficie del metal, el calentamiento en seco a 170°C en una atmósfera inerte se identificó como el método de esterilización más conveniente en cuanto a practicidad y consistencia en la respuesta electroquímica del metal. Se desaconseja la esterilización de los aceros al carbono en etanol y glutaraldehído al 75%, así como en alcohol seguido de llama, dada la gran dispersión en la respuesta a la corrosión causada por la exposición a los medios de esterilización.

Esterilización

La mayoría de los dispositivos médicos y quirúrgicos utilizados en los centros sanitarios están fabricados con materiales termoestables y, por tanto, se someten a una esterilización por calor, principalmente por vapor. Sin embargo, desde 1950 se ha producido un aumento de los dispositivos e instrumentos médicos fabricados con materiales (por ejemplo, plásticos) que requieren una esterilización a baja temperatura. El gas de óxido de etileno se ha utilizado desde la década de 1950 para los dispositivos médicos sensibles al calor y a la humedad. En los últimos 15 años, se han desarrollado una serie de nuevos sistemas de esterilización a baja temperatura (por ejemplo, plasma de gas de peróxido de hidrógeno, inmersión en ácido peracético, ozono) que se están utilizando para esterilizar dispositivos médicos. En esta sección se revisan las tecnologías de esterilización utilizadas en la atención sanitaria y se hacen recomendaciones para su óptimo funcionamiento en el procesamiento de dispositivos médicos.1, 18, 811-820
La esterilización destruye todos los microorganismos presentes en la superficie de un artículo o en un fluido para evitar la transmisión de enfermedades asociadas al uso de ese artículo. Si bien el uso de artículos críticos inadecuadamente esterilizados representa un alto riesgo de transmisión de patógenos, la transmisión documentada de patógenos asociada a un artículo crítico inadecuadamente esterilizado es extremadamente rara.821, 822 Esto se debe probablemente al amplio margen de seguridad asociado a los procesos de esterilización utilizados en los centros sanitarios. El concepto de lo que constituye «estéril» se mide como una probabilidad de esterilidad para cada artículo que se va a esterilizar. Esta probabilidad se denomina comúnmente nivel de garantía de esterilidad (SAL) del producto y se define como la probabilidad de que aparezca un solo microorganismo viable en un producto después de la esterilización. El SAL se expresa normalmente en 10-n. Por ejemplo, si la probabilidad de que una espora sobreviva fuera de una en un millón, el SAL sería de 10-6.823, 824 En resumen, un SAL es una estimación de la letalidad de todo el proceso de esterilización y es un cálculo conservador. Los SAL dobles (por ejemplo, 10-3SAL para los tubos de hemocultivo y las bolsas de drenaje; 10-6SAL para los bisturíes y los implantes) se han utilizado en los Estados Unidos durante muchos años y la elección de un SAL de 10-6 fue estrictamente arbitraria y no se asoció a ningún resultado adverso (por ejemplo, infecciones de los pacientes).823

Entradas relacionadas